Festival Poesía en Voz Alta 2019

Recinto
Casa del Lago UNAM - Jardines
Antiguo Bosque de Chapultepec, 1a. Sección
México, Ciudad de México

Horarios y precios
del 24 al 26 de mayo de 2019
De viernes a domingo , 12:00 - 21:00 hrs.
Entrada libre Cupo limitado

Festival Poesía en Voz Alta (PVA)
Edición 2019

A 500 años de la llegada de la expedición de Cortés a México y su encuentro con Moctezuma, Poesía en Voz Alta (PVA) conmemora este acontecimiento fundacional de nuestra cultura a título doble. En primer lugar, con un encargo al compositor Rogelio Sosa inspirado en la labor incansable del antropólogo, historiador y pensador Miguel León-Portilla, cuya grabación del mito mexica de los cinco soles es el germen de una intervención sonora que incluye narraciones en español y náhuatl, voces e instrumentos en vivo y electrónica. En segundo, ya insertos en el ámbito del rap (que de nueva cuenta ocupa un lugar fundamental en el programa de PVA), mediante una batalla épica entre el conquistador español y el emperador azteca, escenificada por Vincent Velázquez como Hernán Cortés, Bankai con Suerte como Moctezuma y Victoria Cuacuas como La Malinche.

El sábado 24, día del rap en PVA, inicia con un concurso abierto de freestyle y culmina con la presentación en mixteco, español e inglés del oaxaqueño Una Isu y enseguida del venezolano Akapellah, estrella fulgurante de la improvisación vocal. La lectura de Batallas en el desierto de José Emilio Pacheco, a cargo de estudiantes del Centro Universitario de Teatro, es un guiño a los orígenes de PVA en la Casa del Lago. El espíritu vanguardista y multidisciplinario de los fundadores se advierte también en un moderno cadáver exquisito que conjuga poesía, ilustración y música con la participación de Carla Faesler, Horacio Warpola y Bef, entre otros. Un gran poeta de nuestros tiempos, el rockero Lou Reed, figura en la inauguración de PVA en su faceta menos conocida gracias al concierto del conjunto berlinés zeitkratzer, que ofrece su versión para ensamble de Metal Machine Music, disco precursor del noise que Reed grabó para sorpresa de todos en 1975.